Descubre todo sobre la Agricultura en Colombia y mucho más

A lo largo de su historia, la agricultura ha sido la rama principal de la economía del país, la Agricultura en Colombia es capaz de proveerse de todos los productos agrícolas. Te mostramos mas de este interesante tema en este artículo.

agricultura en colombia

Historia de la Agricultura en Colombia

Durante mucho tiempo, la agricultura fue la principal fuente de vida para muchos colombianos. Para el año 2000, sin embargo, representaba aproximadamente el 19 por ciento del PIB, aunque aún empleaba al 30 por ciento de la población y representaba el 17.4 por ciento de las exportaciones, y el café era la principal exportación, el café emplea a una cuarta parte de la fuerza laboral agrícola.

Te Recomiendo Ver...

Representa el 20 por ciento del área cultivada y contribuye con casi el 9 por ciento al PIB, la producción para 1998 fue estimada por el Departamento Administrativo Nacional de Colombia y tiene una diversidad de otros productos agrícolas, incluidos los bananos para exportación (2,061,992 toneladas métricas), arroz (1,818,726 toneladas métricas), papas (1,476,869 toneladas métricas).

También caña de azúcar (1,061,272 toneladas métricas), yuca (970,951 toneladas métricas), semillas oleaginosas (378,481) toneladas métricas) y otros productos como el algodón, los granos de cacao y el tabaco.

Se estima que hay 167,000 ranchos ganaderos en el país, de los cuales el 40 por ciento se encuentra en los departamentos de Atlántico, Bolívar, Córdoba y Magdalena, y el 15 por ciento en Boyacá, Meta y Arauca, del área total de tierras de Colombia (113,891,400 hectáreas), se estima que el 27 por ciento son tierras agrícolas, la mayoría en regiones elevadas de la zona templada, las tendencias de mecanización se han estancado en los últimos veinte años.

Te Recomiendo Ver...

Para 1980, el número de hectáreas de tierra cultivable por tractor era de 183, y para 1997 el número aumentó solo ligeramente a 211 hectáreas por tractor, bajo el sistema tradicional de la agricultura de tala y quema, los campos generalmente se despejan al comienzo de la estación seca y se quema el cepillo de la tierra despejada, esta práctica resulta en el agotamiento del suelo y la erosión. (ver articulo: Producción Agrícola)

Los rendimientos son generalmente bajos y variables debido a la insuficiencia de los sistemas de control de inundaciones y el riego, aunque el país recibe lluvias adecuadas, las sequías son frecuentes.

Colombia ocupa un lugar alto en términos de concentración de la tierra y disparidades en la propiedad de la tierra, del total de tierras agrícolas, el 68 por ciento es propiedad de un 4,3 por ciento de los propietarios, y la mitad de las granjas de Colombia representan menos del 2,3 por ciento de las tierras agrícolas.

Aunque el 69 por ciento de las granjas y el 75 por ciento de las tierras de cultivo son propiedad de agricultores individuales, el 62 por ciento de estas granjas son demasiado pequeñas para ganarse la vida, el número de trabajadores sin tierra se estima en 1 millón, lo que representa cerca de un tercio de la población dedicada a la agricultura.

Los mercados laborales rurales tradicionales han desaparecido virtualmente, la migración de las áreas agrícolas tradicionales a las ciudades ha contribuido a sistemas más modernos de contratación y tenencia de la tierra,

Las reformas económicas de los años noventa terminaron con la mayoría de las medidas de protección especiales para sectores particulares, lo que llevó a un debilitamiento en la producción de algunos cultivos tradicionales como el maíz, el algodón y la yuca, como miembro de la Comunidad Andina (anteriormente Pacto Andino), un acuerdo comercial común establecido durante la década de 1960 y renovado en la década de 1990.

Colombia aún goza de una protección especial para muchos productos agrícolas, para ello, se emplea el “sistema andino de bandas de precios”, que impone aranceles a ciertos productos que varían según un rango predeterminado, catorce productos agrícolas básicos, incluyendo trigo, sorgo, maíz, arroz, cebada, leche y pollo, están sujetos a aranceles según el sistema de banda de precios empleado como parte de este acuerdo.

Colombia también es un productor ilícito de drogas como la coca, la adormidera y el cannabis. Según información reciente divulgada por el Ministerio de Defensa de Colombia, el país es el principal cultivador de coca del mundo (la coca se utiliza en la producción de cocaína).

El país era responsable del 67 por ciento de la oferta mundial para el año 2000, y el área total de tierra dedicada a la coca era de aproximadamente 122.500 hectáreas a fines de 1999, más de un 35 por ciento de aumento desde 1997, con un potencial de refinación de 710 toneladas de cocaína pura por año. año, el cultivo de opio en 1998 se mantuvo estable en 6.600 hectáreas por año.

agricultura en colombia 1

A partir de 1999, la mayoría de los pequeños agricultores estaban involucrados en el cultivo de coca, en gran parte debido a la demanda constante de los mercados en los Estados Unidos y en otros lugares, la coca se cosecha de 3 a 6 veces al año, el pago es en efectivo, y esto ayuda a los agricultores a mantener una fuente de ingresos estable, sin embargo.

El Departamento de Estado de los Estados Unidos informa que los pequeños cultivadores de coca apenas logran sobrevivir, en parte debido a los aranceles de ‘protección’ cobrados por la guerrilla y las fuerzas paramilitares, las pequeñas parcelas agrícolas pueden representar aproximadamente de un cuarto a un tercio del cultivo de coca, o de 30,000 a 40,000 hectáreas.

La tierra cultivada se encuentra en varias zonas de gran altitud, desde los trópicos hasta la zona fría a elevaciones por encima de los 2.000 m, se cultivan varios cultivos comerciales en la costa y en el valle del Magdalena: bananos (que fue el principal artículo de las exportaciones colombianas), caña de azúcar, algodón y arroz. , maíz, palma de aceite de guinea.

Otros cultivos, como el cacao, el frijol, la yuca (yuca) y una variedad de frutas, se cultivan principalmente para el consumo interno, los valles de ríos más fértiles dentro de los departamentos de Cauca y Tolima se utilizan principalmente para la producción de caña de azúcar y soja (Cauca), tabaco, arroz y café (Tolima); hay plantaciones de algodón en ambas regiones, más arriba en las laderas de los Andes, el café se cultiva variedades aromáticas suaves especiales por las que Colombia es famosa.

Ministerio

Es una entidad del Gobierno Nacional que se encarga de la formulación de la política relacionada con el desarrollo rural, la agricultura, la pesca y la silvicultura. Su propósito es contribuir al mejoramiento de las condiciones de vida de los campesinos, la Industria de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, de acuerdo con las regulaciones actuales, incluye el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural y organizaciones subsidiarias y afiliadas. (ver articulo: Subsidio Agrícola)

El Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural será responsable de la orientación, el control y la evaluación del desempeño de los deberes asignados a sus organizaciones relacionadas y adscritas, sin perjuicio de los poderes de decisión que les conciernen, así como su participación en la formulación de Las políticas, en la creación de programas industriales y su ejecución.

Objetivos

Promover el desarrollo rural con un enfoque territorial y el fortalecimiento de la producción y la competencia de los productos agrícolas, a través de acciones integrales que mejoren la calidad de vida de las personas que viven fuera de las ciudades, permitiendo el uso sostenible de los recursos naturales, generando empleo y logrando un crecimiento sostenido, crecimiento equilibrado de las regiones.

Promover la coordinación de acciones institucionales en el medio rural de manera enfocada y sistemática, bajo los principios de competitividad, que sean equitativos, sostenibles, aplicabilidad y descentralización a múltiples industrias, para el desarrollo socioeconómico de los países.

Empresas

Las elevaciones que van de 0 a 4,500 metros y su clima permiten que Colombia tenga una amplia variedad de cultivos, frutas como el plátano, mango, cítricos, duraznos, ciruelas y vegetales como la lechuga, la zanahoria, el repollo, el ajo, el frijol, vienen con una amplia variedad de cereales: maíz, maíz, arroz, cebada, sorgo, centeno. sésamo, soja.

El país también cultiva papas, caña de azúcar, algodón, coco, palma aceitera, tabaco y café, de los cuales Colombia es el cuarto mayor exportador del mundo, la cría de ganado es predominante con alrededor de 25 millones de cabezas de ganado y está orientada tanto a la producción de carne como a la industria láctea.

Aunque el sector agrícola se ha vuelto muy productivo en los últimos años, en particular, gracias a la apertura a las inversiones extranjeras que trajo la modernización de la herramienta de producción, ya no desempeña un papel dominante en la economía colombiana, la agricultura cuyo ganado ocupa el 20% ahora representa el 8,5% del PIB,

La actividad minera está dominada por la extracción de carbón que posiciona al país en el octavo lugar a nivel mundial. Colombia es la primera reserva de carbón en América Latina, al tener también varios depósitos de petróleo y gas natural, incluido el gas de esquisto, sus recursos de hidrocarburos no convencionales lo ubican en el segundo lugar en América Latina después de Argentina.

Es el principal productor mundial de esmeraldas y el segundo más grande de níquel. Su suelo también proporciona oro, así como pequeñas cantidades de muchos minerales metálicos y no metálicos. Las empresas extranjeras explotan en gran medida la minería y los hidrocarburos y capturan el 61% de la IED del país con más de 13 mil millones de dólares en inversiones en 2012. Ecopetrol.

Una empresa pública, tiene el 88% de extraer el 60% del petróleo, el resto se distribuye entre los operadores privados, solo el petróleo representa el 40% de las exportaciones. Además, autosuficiente en electricidad, el país tiene el segundo potencial hidráulico más grande en América Latina después de Brasil.

El sector industrial colombiano está dominado por la agroindustria y la petroquímica, la industria de alimentos y bebidas representa el 32% de la industria colombiana y es su primer componente, los productos petroquímicos incluyen refinación, productos químicos y plásticos, y caucho.

El grupo Ecopetrol, que incluye algunas de las compañías petroleras más grandes de América del Sur, es totalmente colombiano, pero las empresas privadas extranjeras como Drumond están muy presentes en el sector.

Los materiales de construcción, la industria del vidrio, la metalurgia y el hierro y el acero, la industria farmacéutica, los textiles y la ropa son todos subsectores de calidad, la industria manufacturera en su totalidad, que estaba sufriendo la demanda de capital, especialmente el sector minero y petrolero, está en auge, es la más diversificada de América Latina después de Brasil y México, el grupo de la industria energética representa el 36% del PIB.

Te Recomiendo Ver...

Los servicios representan el 55,5% del PIB. Además de las áreas principales como la banca y el transporte, el sector de BPO es uno de los sectores clave definidos por el programa colombiano, la subcontratación de servicios ocupa a docenas de empresas que aprovechan la ubicación estratégica central del país entre las dos Américas y sus principales centros financieros y de negocios.

Las otras atracciones del país están en sus costos laborales, acceso a Internet, alquiler de oficinas, todo muy competitivo con la región, así como una regulación muy incentiva.

Del mismo modo, el sector de la industria de contenidos digitales y audiovisuales está en pleno desarrollo, porque goza de un alto potencial en términos de técnicas de producción, muy abierto económicamente, habiendo firmado muchos acuerdos de libre comercio, el principal cliente del país es Estados Unidos, que absorbe el 36.9% de sus exportaciones.

Si bien los agricultores aprecian el valor agregado de los productos fertilizantes de mayor calidad, normalmente no pueden comprarlos debido a los bajos rendimientos en el mercado agrícola colombiano, en cambio, muchos optan por la gran variedad de fertilizantes disponibles en el mercado local que son relativamente baratos.

La urea es uno de esos fertilizantes y es popular porque está ampliamente disponible y, a menudo, se produce localmente o se importa a precios bajos, las empresas estadounidenses que vendan insumos de tecnología más alta deberán articular su propuesta de valor (mayores rendimientos, aplicaciones menos frecuentes, etc.) y demostrar ahorros de costos a largo plazo, actualmente, el mercado se centra en los costos a corto plazo, y se necesita educación para alentar a este sector a centrarse en el valor a largo plazo y los costos totales.

La industria colombiana del aceite de palma genera oportunidades para las empresas estadounidenses que proporcionan nuevas tecnologías y equipos para la extracción del aceite de palma, así como para los inversores estadounidenses interesados ​​en invertir en este sector.

La embajada de los Estados Unidos está trabajando con la industria de la palma de Colombia para promover la sostenibilidad ambiental y las prácticas laborales justas, y las empresas estadounidenses que ofrecen productos y servicios que promueven prácticas ambientales sanas deberían encontrar oportunidades crecientes en este sector.

Problemas

La distribución de la tierra y el uso injusto de ella son las principales causas de la violencia en Colombia, por esta razón, estos temas están en la raíz de las conversaciones de paz y encontrar remedios para estos problemas estructurales en la zona rural de Colombia sería la mejor garantía de progreso en estas negociaciones que podrían poner fin al conflicto violento que ha existido durante más de medio siglo.

El mercado ilegal de drogas ha florecido en un contexto de desigualdad, exclusión y pobreza que caracteriza al campo colombiano, sirviendo como una economía de supervivencia y una rueda de repuesto para muchas personas, la dinámica de este mercado ilegal y la guerra emprendida han aumentado estos problemas, provocando conflictos, violencia, despojos, el éxodo de personas y malestar social.

En las últimas dos décadas, el mercado de las drogas y las inversiones ilegales han provocado lo contrario de la reforma agraria y el deterioro de las condiciones de vida en muchas áreas rurales del país, la consolidación de la paz en estas áreas implicará necesariamente una política rural adaptada a esta situación para resolver los problemas generados por la economía ilegal y las medidas represivas implementadas en el país.

Caminar por el paisaje montañoso de Colombia fue incluso más difícil de lo habitual durante tres semanas en el verano, cuando miles de agricultores bloquearon las carreteras para protestar por las malas condiciones en las zonas rurales.

Las causas inmediatas de su enojo fueron los costosos fertilizantes y los recientes acuerdos de libre comercio con Estados Unidos y Europa, pero su protesta ha llamado la atención sobre problemas más profundos en el campo de Colombia, causados ​​por décadas de conflicto armado y negligencia oficial.

Colombia ha logrado un progreso tremendo en la última década al reducir la escala y la intensidad del conflicto, desde el año pasado, el gobierno de Santos ha mantenido conversaciones de paz con los rebeldes de las FARC, con el objetivo de lograr un alto el fuego permanente, el único punto en el que han llegado a un proyecto de acuerdo es el desarrollo rural.

Tipos

Te presentamos los diferentes tipos de Agricultura en Colombia.

Orgánica

Las contradicciones y los éxitos de la agricultura orgánica comienza con Colombia, que no se esperaba allí, por lo tanto, el país se ha convertido a la agricultura orgánica en varios sectores, el primero es el de aceite de palma, cultivado bajo vigilancia paramilitar en grandes superficies por el clan Davila, propietario del grupo Daabon.

En este mundo muy alejado de los valores fundadores de la agricultura orgánica, los agricultores son expulsados, los paramilitares están siendo utilizados y los agrocombustibles están siendo utilizados en detrimento de los cultivos alimenticios (mientras que Colombia ha sido autosuficiente hasta la década de 1990).

Actualmente hay cerca de 37 mil hectáreas de productos orgánicos, los productos que están certificados como Colombia orgánica son los mismos en los que tienen ventajas comparativas y que son competitivos en los mercados internacionales y que también tienen un volumen adecuado como café, bananas, azúcar, aceite de palma y azúcar, entre otros.

También hay nuevos productos para exportar por falta de un tamaño adecuado de la oferta que no se exportan normalmente y que el mercado de productos orgánicos si encuentran un nicho adecuado para un suministro limitado, como frutas procesadas, hierbas, vinagres finos, pulpa de guayaba, Carne de búfalo, verduras, leche, frijoles secos, piña, naranja, café y cítricos liofilizados.

Colombia ha ido consolidando su potencial como productor y exportador de frutas y hortalizas a lo largo de los años y el reconocimiento mundial de este potencial está alentando a los inversionistas a mirar de cerca este país, la búsqueda de reconocimiento por parte del sector.

La regulación de la agricultura orgánica y el asesoramiento de gremios privados son necesarios para que la economía colombiana pueda beneficiarse de las exportaciones de frutas y verduras, a diferencia de sus vecinos, Colombia no está centralizada, el proceso de paz del país está teniendo resultados satisfactorios, y el país cuenta con los recursos para convertirse en una potencia exportadora en crecimiento.

Urbana

Debido al aumento de los actos violentos en la década de 1950, los campesinos colombianos comenzaron a emigrar a las ciudades, trayendo consigo su conocimiento de cómo cultivar, cosechar y utilizar incluso una pequeña porción de tierra, así, como parte de una iniciativa gubernamental y un medio para que ellos continúen con sus medios de vida, comenzaron a instalar pequeños huertos en sus patios y espacios al aire libre.

Este tipo de nueva agricultura tiene muchos beneficios sociales, económicos, culturales y ambientales para las sociedades, sin embargo, en algunos países en desarrollo, como Colombia, el apoyo del gobierno es una de las cosas clave necesarias para poder llevar a cabo estos proyectos con éxito y mejorar el bienestar de miles de personas en riesgo de no poder pagar los alimentos de otra manera.

Es realmente interesante ver cómo en el último año, la agricultura urbana ha sido impulsada en gran medida por los alcaldes de las grandes ciudades como una estrategia para combatir la desnutrición infantil y mejorar la ingesta nutricional de los hogares menos privilegiados.

Intensiva

La agricultura y el clima están estrechamente vinculados, se oponen dos modelos de la agricultura, por un lado, la agricultura industrializada que emite en gran medida el gas de efecto invernadero responsable del calentamiento global.

Por otro lado, la agricultura familiar, que ahora está de vuelta en el frente del escenario, por su papel tendrá que jugar para salvar el clima, según estimaciones de algunas ONG, las emisiones de gases de efecto invernadero podrían reducirse en un 50% volviendo a la agricultura familiar local. (ver articulo: Agricultura de Precisión)

El segundo mayor productor de café del mundo, aproximadamente el 20 por ciento de todas las tierras cultivadas en Colombia, se dedica al cultivo de granos de arábica suave, principalmente para la exportación, aunque en pequeña escala, con un tamaño promedio de granja de solo 1,2 ha, la producción de café emplea alrededor de una cuarta parte de toda la mano de obra agrícola y es una fuente importante de ingresos en muchas áreas rurales.

La producción de ganado para carne está muy extendida y el sector lácteo del país se está expandiendo, la producción de conejillos de indias es una fuente importante de ingresos y proteínas en los altos Andes, y también se crían capibaras (roedores grandes), pero principalmente para la exportación a la vecina Venezuela, el cultivo de camarón es una industria en crecimiento, pero a pesar de tener grandes costas en el Océano Pacífico y el Mar Caribe, las pesquerías marinas de Colombia no están desarrolladas. (ver articulo: Agricultura en Venezuela)

Ecológica

Hoy, los mercados campesinos en Bogotá contribuyen significativamente a la soberanía alimentaria y representan un mercado muy rentable para los productores en cuatro provincias, son un vector de educación política, ya que impulsan la lucha por la soberanía alimentaria en todos los municipios, mejoran la percepción de los campesinos en la sociedad y apoyan una transición sin problemas a la agricultura ecológica.

No es sorprendente que los consumidores acudan primero a la tienda verde y luego a otras tiendas cuando ya no hay productos orgánicos, cuando otros agricultores están interesados ​​en la agricultura verde y las técnicas ecológicas (nadie las obliga), las monjas que apoyan a la coalición las ponen en contacto con otros agricultores, que se convierten en sus mentores en la agricultura ecológica.

En muchos países hay una sensación de desesperanza y tememos que la soberanía alimentaria nunca sea realmente adoptada, nuestros gobiernos parecen demasiado hostiles hacia los campesinos y demasiado cerca de los grandes actores, cuando se esta desanimado, se debe pensar en la experiencia de Bogotá, si la soberanía alimentaria ha sido defendida en Colombia, entonces otros éxitos son posibles en cualquier otro lugar.

Vertical

La agricultura vertical, similar a la agricultura en interiores, se entiende comúnmente como la práctica de cultivar alimentos en interiores mediante el control de todos los elementos de su desarrollo, es esencial porque significa que potencialmente se pueden producir alimentos dentro de los muros de la ciudad.

Asegurando que las ciudades comiencen el proceso de convertirse en autosuficientes y por lo tanto, más sostenibles, si las ciudades cultivan alimentos dentro de sus muros, dependen menos de los sistemas globales y nacionales que proporcionan sus alimentos (eliminando las millas de alimentos y reduciendo el tráfico en los límites de la ciudad).

La agricultura juega un papel muy importante en el desarrollo económico del país, pues es la principal fuente de ingresos del área rural, hace un aporte significativo al avance económico, la mitigación de la pobreza, la seguridad alimentaria y el desarrollo sostenible de Colombia.

Dejar Comentario